Auto-Empatía

¿Qué pasa cuando eres capaz de entender a los demás pero pareces no entenderte a ti mismo? Qué se puede hacer cuando a pesar de que otros nos entienden, no logramos entender nuestras propias actitudes o situaciones? Creo que eso nos ha sucedido a todos en algún momento! Lo que se siente es una sensación incomoda de inestabilidad emocional que nos mantiene pensativos por largos períodos de tiempo.

 

He tratado de colocarle un nombre a este fenómeno tan común pero tan poco comentado y he optado por nombrarle: Auto – Empatía, que por cierto ya ha sido definida así por otros autores. En mi caso, la he definido como la habilidad para entenderse a uno mismo desde una perspectiva externa. Pongámoslo de forma sencilla. La Empatía no es más que la habilidad para entender a los demás desde su propia perspectiva, tratando de entenderlos en sus propias situaciones y dinámicas y sintiendo lo que ellos están sintiendo como si fuésemos nosotros los que estuviéramos en sus zapatos. Para hacer esto, se necesita hacer un análisis externo (desde afuera) como si uno estuviese en el lugar de la persona (adentro). Tomando en cuenta esto, podemos decir que la Auto – Empatía es verse a uno mismo desde afuera (externamente) como si uno fuese otra persona y desde allí, hacer un análisis objetivo de los sentimientos, situaciones y dinámicas por la que se esta atravesando, para luego entender de manera global y clara lo que está pasando.

 

El punto crítico aquí es que es muy difícil hacer análisis objetivos acerca de uno mismo porque los ligamos a sentimientos y emociones propias. Generalmente nos juzgamos más fuertemente a nosotros que a los demás. Pero la Auto – Empatía es clave para avanzar sin retraso hacia nuestras metas. Permite que nos miremos desde una perspectiva externa y sea más fácil aceptar las situaciones tal cual están en ese momento. Una vez "parados" allí, podremos buscar posibles soluciones para los problemas o conflictos dejando de lado las emociones involucradas

 

Se toman entonces decisiones aisladas como si uno fuese un Consultor Externo que hace un análisis objetivo. La probabilidad de mejorar la toma de decisiones e incrementa en un porcentaje que va desde 50 % a 70 % lo cual incrementa la productividad individual y por ende empresarial.

 

Sin embargo, para ser Auto – Empático es necesario primero conocerse a uno mismo. Esto implica tres (03) aspectos básicos:

 

1) Aceptar sus áreas de debilidad.

2) Conocer sus fortalezas.

3) Enfocarse en las áreas fuertes.

 

Analicemos cada uno de manera rápida.

 

La mayor parte de nosotros no conocemos bien nuestras áreas de debilidad o al menos no las tenemos conscientes. Por momentos logramos identificar aspectos que no hacemos excelentemente pero por razones de orgullo no reconocemos que no somos hábiles para esas determinadas áreas. Por lo tanto, lo que hacemos es tratar y tratar de hacer algo para lo cual no estamos capacitados. Si somos sinceros con nosotros mismos, muy seguramente llegaremos a identificar esos aspectos de poca habilidad y estaremos más preparados para delegarlos a otras personas que si tengan la habilidad especial para llevarlos a cabo.

 

Las fortalezas son fáciles de identificar porque la mayoría de las veces vienen por halagos que nos hacen los demás. Frases como: "Wao! te felicito por haber hecho esto tan bien…" o "No sabía que eras tan bueno para esto…" "Cómo aprendiste a dibujar así…". Son comentarios hechos por otros que logran ver desde afuera nuestras fortalezas. Lo irónico es que casi siempre lo ven los demás y para nosotros es un "área ciega" difícil o imposible de ver.

Otras veces sucede que sin darnos unta al principio empezamos a desarrollar una tarea y al hacerlo nos percatamos de que se nos hace fácil hacerlo. Es allí donde en un segundo x, nos damos cuenta de que lo hacemos de modo excelente. Se trata entonces, de un área de fortaleza.

 

Finalmente lo que debemos hacer para ser Auto – Empáticos es, enfocarnos en las áreas de fortaleza y permanecer allí. Si hacemos esto, poco a poco desarrollaremos una habilidad magistral en lo que hagamos que será de beneficio tanto para nosotros como para los que estén a nuestro alrededor.

 

Ser Auto – Empático requiere una decisión consciente de querer entenderse a uno mismo en situaciones de adversidad y confusión personal. Pero para esto, debemos conocernos mejor.

 

Has atravesado alguna situación recientemente donde hayas requerido ser auto – empático?

En qué situación piensas que podrías necesitar ser auto – Empático?

 

La próxima vez que sientas que no te estás entendiendo a ti mismo, recuerda "salirte" de ti mismo y evaluarte de manera objetiva para obtener los mejores resultados de tus decisiones.

 
Anuncios

2 comentarios en “Auto-Empatía

  1. Sería bueno que dejaras claro de dónde te paras teóricamente para definir empatía y auto-empatía, digo para lectores que pueden no estar enterados de estos conceptos, o si tu definición corresponde a tu sentido común sobre estos procesos.
    Te comento que no comparto ninguna de tus definiciones, te lo comento ya que son dos procesos relevantes en lo que realizo como psicólogo/psicoterapeuta.

    • Hola Alejandro, gracias por tu comentario y aclaratoria. Lo tendré en mente para dejar claro cuándo haga una postura personal y que no se vea como un concepto. Si gustas, puedes colocar aquí tu comentario como profesional y así los lectores de este post se enriquecen con tus conocimientos.

      Saludos cordiales!

Hola! deja tus comentarios, me serán muy útiles!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s