#Liderazgo: Los buenos líderes no solo se basan en su instinto!

Líderes de instintoEl instinto puede llegar a ser muy bueno, en ocasiones se convierte en arma poderosa cuando debes tomar una decisión, sin embargo, cuando se trata de decisiones que pueden afectar a tu empresa, tus colaboradores o a ti mismo como líder, lo mejor es buscar evidencias que lo sustenten.

Las evidencias son las que le darán una base firme a tu instinto y que posiblemente estés tentado a utilizar. Muchos líderes cometen el error de confiar excesivamente en su experiencia y su corazonada para tomar ciertas decisiones en organización, solo para darse cuenta luego que no fue la mejor opción.

Si queremos andar firme por el camino agitado del mercado actual, debemos buscar sustentar nuestra decisiones en evidencias que justifiquen las acciones a tomar.

Aquí te dejo solo 3 ideas que puedes utilizar para no basarte solo en tu instinto!

1) Busca la evidencia!

Hay decisiones que una empresa debe tomar: sacar un producto al mercado antes que la competencia, ofrecer un nuevo servicio a los clientes, contratar a un nuevo miembro del equipo de trabajo, entre otras. En esos momentos el líder puede sentirse tentado a tomar una decisión basado en su instinto, creyendo que todo saldrá bien.

Sin embargo, en muchas ocasiones las cosas no salen tan bien como se esperaba; el nuevo empleado no se adapta y no se siente inspirado por los valores de la organización, el nuevo producto no es tan eficiente para los clientes como se creía, el nuevo servicio ofrecido no encaja en el cliente meta. Cuando sucede esto, todo el proceso se debe detener y re-programar.

¿Por qué las cosas no salen como se espera si parecía que todo iba bien? Puede que la respuesta sea porque se tomó una decisión basado solo en el instinto.

Los buenos líderes saben que deben tener evidencias que puedan confirmar que la decisión que están a punto de tomar se sustenta en datos reales. Solo cuando han evaluado los datos y éstos indican que van por buen camino, toman el riesgo de actuar y seguir adelante.

Lo que los hace diferentes al resto es que ellos toman riesgos calculados, y para tomar este tipo de riesgos, se necesitan buenas evidencias.

2) Escucha la experiencia de otros!

Los buenos líderes hacen uso de sus dos orejas. No están impacientes porque los escuchen sino interesados en escuchar. Reconocen que el mejor uso que le pueden dar a su talento humano es escuchar lo que tienen que decir sobre algún asunto, valoran su experiencia como la suya propia.

Escuchar la experiencia de otros significa que silencias tu propia voz y decides prestar atención a lo que ellos tienen que decir sin prejuicios. También quiere decir que confías en ellos y que valoras sus aportes.

Muchos líderes dan más credibilidad a lo que ellos mismos han hecho y poca a lo que otros han logrado. Por eso, cuando se trata de tomar alguna decisión le dan más peso a su propia experiencia, dudando de lo que otros han podido conseguir.

Los buenos líderes están abiertos a emprender caminos nuevos por donde algún líder de su equipo ha pasado antes para así obtener los resultados que se desean.

3) Haz algunas pruebas!

Hay ideas que por ser nuevas, carecen de evidencias precias que sustenten su éxito. Es por esto que antes de lanzarse con alguna nueva idea en el mercado, es necesaria que sea probada para encontrar alguna evidencia que sustente su puesta en marcha.

Puede planear realizar algunos experimentos que busquen verificar lo que se espera obtener. Es aquí donde se pueden hacer ajustes que vayan puliendo el producto/servicio, y entonces posteriormente tomar una decisión final.

Hacer algunas pruebas nos da el tiempo suficiente para perfeccionar lo que queremos alcanzar y hacer nuestras decisiones más cercanas al banco. Como es de esperar, aunque se hagan algunas pruebas no se sabrá con exactitud si la idea que se piensa ejecutar será todo un éxito, pero seguramente nos dará una mejor visión de lo que hay que mejorar.

El instinto es bueno cuando se utiliza con sabiduría y cautela. Nos ayuda a tomar decisiones en momentos claves de nuestra vida personal y profesional. Pero si solo nos dedicamos a tomar decisiones basados en el instinto, nos equivocaremos más a menudo. La clave para ser un líder más efectivo es aprender a buscar la evidencia necesaria que justifique mejor una decisión que se espera tomar.

Sé el líder que debes ser y sustenta tus instintos con evidencias sólidas!

¿Cuánto realmente utilizas tu instinto para tomar decisiones?

Deja tus comentarios más abajo y así conocer tu opinión.

Hasta la próxima!

Foto: J.Gil

Anuncios

Un comentario en “#Liderazgo: Los buenos líderes no solo se basan en su instinto!

  1. Pingback: Los buenos líderes no solo se basan en su instinto | Blog ISEAD

Hola! deja tus comentarios, me serán muy útiles!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s